Ferreiro enciende alertas en Palacio Nacional

    Foto perfil El Reflector

    La actitud de intolerancia del presidente de Culiacán, Jesús Estrada Ferreiro, ha encendido las alertas en Palacio Nacional.

    Los enfrentamientos verbales y la falta de sensibilidad que ha mostrado el funcionario sobre los problemas que tienen la ciudad que gobierna, ya empezaron a ser motivos de preocupación a nivel federal, nos dicen. Tan es así, que sus aspiraciones políticas que sabemos tiene para 2021, pudieran quedar solo en suspiros.

    A eso se le suma que medios nacionales han volteado a ver en reiteradas ocasiones, la falta de tolerancia que ha mostrado el morenista, lo que ha prendido aún más las alertas del lugar donde despacha el presidente de México. El constante descrédito no es rentable, concluyen.

    Lo más reciente fue la polarización que ha tomado el fallecimiento de la joven Alejandra Terrrazas de 17 años, quien murió ahogada. Ferreiro ha cuestionado a los habitantes que viven en zonas de arroyos y las acciones que toman ciudadanos para mejorar su entorno, pero no ha respondido con hechos y menos con el ejemplo con una de sus casas. Y es que le molestó de sobremanera que haya sido el arquitecto Francisco Monárrez Leal, hijo de Salomón Monárrez, presidente de la Oficina del Pueblo, quien le haya puesto el ejemplo.

    Para evitar más humillaciones, Estrada ha dicho que la acción que hizo el arquitecto de “borrar evidencias” ahora pone en riesgo la posibilidad de indemnizar a la familia.

    Ha dicho que una vez borrada la evidencia no sabrá si la Fiscalía podrá determinar responsabilidades. Esto es, que no podrá determinar si alcantarilla fue rota con la misma lluvia del jueves o de años anteriores.

    El presidente ha demostrado ser un hombre desinformado hasta de sus propios subalternos. El hoyo fue denunciado hace un año y hace un año estaba exactamente igual. Si bien eran los últimos días de la administración de Antonio Tony” Castañeda cuando se denunció la alcantarilla, lo cierto es que esto no lo exime de responsabilidad al demostrar el nulo trabajo de supervisión que hace la Japac, al mando de Jesús Higuera Laura y la gerencia de Obras y Servicios Públicos, a cargo de Manuel Ochoa Salazar.

    Nos aseguran que los desatinos del alcalde hacia la población han llegado hasta el gabinete, y seguramente hasta oídos del presidente Andrés Manuel López Obrador. Ferreiro antes era el abogado que “desafió al poder”, cuando criticaba duramente el Gobierno, poder que ahora no sabe qué hacer con él. Juzgue usted.

    Acciones sencillas, obras importantes.

    En otro tema más amable, la decisión de retirar los topes del llamado malecón viejo en Culiacán trajo consigo el cambio de rostro de muchos automovilistas por donde habitualmente circulan. Ayer se inició con un tráfico fluido luego de la instalación de dos semáforos peatonales activados por botón.

    Nos confirman que la decisión de colocar los reductores de velocidad fue ni más ni menos que del presidente Jesús Estrada. Pero fue luego de que el gobernador Quirino Ordaz Coppel platicó con él, de que se logró un acuerdo más efectivo. El mandatario le pidió cambiar de estrategia y así fue.

    Lo curioso fue que cuando un periodista cuestionó la semana pasada al alcalde, sobre la petición en privado del mandatario, el presidente lo negó, mintiendo en su respuesta.

    Era claro que unos simples topes habían traído puntos negativos para la percepción del Gobierno, y sencillamente se arreglaron con un “cambio de rieles”.

    Se mueve.

    Y hablando de mandatarios, el que no ha quitado el dedo del renglón es el ex senador de la República, Aarón Irízar López. Lo ha vuelto a decir, a poco más de año y medio de la sucesión, su interés de ser candidato a gobernador por Sinaloa para el 2021.

    En el panorama actual, por el partido Morena se puede decir que es dónde hay más ‘tiradores’. Por su partido, el PRI, es quizá el personaje con más experiencia en el momento, pero no el único que aspira y suspira. Las encuestas más recientes lo siguen posicionando con un muy buen “rating” electoral en nivel de posicionamiento y popularidad.

    Sí, es el más visible en el momento. Pero sin duda, estas posibilidades se darán en base a qué tan inteligente logre tejer sus relaciones con el poder en turno y se convierta en la opción más rentable para su partido.

    Lo cierto es que, a 22 meses de la elección para gobernador, los aspirantes ya empezaron a mandar mensajes y tienen meses haciéndolo. Pendientes.

    Déjanos tus comentarios o tu denuncia: contacto@reflectores.mx

    Comentarios